21 may. 2010

Extracto de la carta abierta enviada por USO a UGT y CCOO, a favor de una Huelga General

La repuesta a las medidas adoptadas por el Gobierno debe ir más allá de las legitimas protestas de los empleados públicos, ya que dichas medidas no sólo afectan a éstos sino, que se concentran sobre la población más desfavorecida: pensionistas, dependientes y jóvenes (a los que se les impide cubrir con un contrato de relevo las situaciones de jubilación parcial, que ya no se producirán).
La gravedad de la situación por la que atraviesa nuestro país nos ha llevado a solicitar reiteradamente al Gobierno que no se puede actuar sólo sobre la reducción del gasto, sino que hay que incidir también sobre los ingresos, y ello implica el abordar una reforma fiscal en profundidad y la erradicación del fraude y, lo que es más importante, establecer condiciones que incidan en la recuperación del empleo. El poner el empleo en el centro de las iniciativas legislativas es lo que el Gobierno de la Nación en coordinación con los de las CC.AA. debería hacer de manera urgente; y ello debe suponer un cambio radical en la política económica que viene desarrollando.
Por ello desde la USO, al analizar la situación que tenemos actualmente, vemos con especial preocupación que nos encontramos con:

· Más de 4.650.000 parados
· Más del 40% de paro juvenil
· Más de 1.300.000 hogares con todos sus miembros en paro
· Más de 1.400.000 personas que han dejado de percibir la prestación o subsidio de desempleo.
· Un recorte salarial sin precedentes en el conjunto de los empleados públicos
· El incumplimiento del Pacto de Toledo al no revalorizar las pensiones y la tramitación en marcha de una reforma de nuestro sistema de pensiones que empobrecerá las mismas.
· La demora en la aplicación del derecho al reconocimiento de la situación de dependencia.
· El recorte de las inversiones (que generarían empleo.
· La supresión del régimen transitorio para el acceso a la jubilación parcial.
· El anuncio de una Reforma Laboral impuesta que no serviría para reactivar el empleo.
Estos motivos llevan a concluir que el Gobierno debe cambiar sus políticas erráticas, y para ello creemos necesario que debe convocarse a una Huelga General al conjunto de los trabajadores y trabajadoras. Huelga General que, sin ser deseable, consideramos necesaria como un aldabonazo para que este Gobierno reaccione y cambie de manera radical sus actuaciones. Ello implica hablar del empleo en primer lugar, y poner a las personas, a los ciudadanos españoles, en el centro de las políticas, es decir, servir a los ciudadanos y no servirse de ellos para cuadrar las cuentas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario