2 nov. 2011

A que me suene esto del Pacto Social en Cantabria




Será por pactos sociales en Cantabria, a uno por año y con todos los gobiernos desde que fuera presidente el Sr Hormaechea, y ya ha llovido bastante sin que se hayan apreciado excesivas soluciones a través de estos, en los graves problemas que tienen los trabajadores de nuestra región.

Estos pactos de concertación regional entre los sindicatos, patronal y el gobierno de turno, han sido de muy diversas formas, los hubo de legislatura y con sus respectivas revisiones anuales, los hubo de año rabioso con confrontaciones incluidas, y los mas, que se escribían de forma tan genérica que no se apreciaba compromiso alguno por el que se obligaban los gobiernos regionales, en fin, pactos y mas pactos que solo han servido para entretener el patio cuando a final de año se empieza a negociar los presupuestos regionales.

El modelo de concertación que ahora se reclama para el año dos mil doce – apoyando decididamente al sector industrial, los servicios, las infraestructuras, vamos como siempre – no lo iba a ser menos, una vez mas, se pondrá en tensión gobierno regional, a quien por otra parte le vendrá de perillas firmarlo, y con ello limitar la capacidad de la oposición cuando les toque en sede parlamentaría proponer alternativas, por que ya se sabe, un pacto social firmado por los agentes sociales y el gobierno, es sin duda el mejor antídoto para restar fuerza reivindicativa a la oposición.

Pero esta estrategia tan manida del pacto social mucho me temo que esta vez no vaya a servir para mucho, los trabajadores desde hace tiempo nos la venimos jugando un día sí y otro también, con la destrucción del empleo, que por desgracia no parece que vaya a tener limite al menos a medio plazo.

Las condiciones laborales y los derechos sociales están hoy más que nunca en la cuerda floja. Solo hace falta ver las soluciones que propone la patronal, las entidades bancarias, y las grandes empresas, para afirmar que el comportamiento de la economía y de los gobiernos pasa como única receta por el recorte drástico del gasto publico principalmente en sanidad, educación, prestaciones sociales, pensiones, sueldos de los funcionarios, vamos, en todo lo que tiene que ver con los trabajadores y sus familias.

Por eso me parece que el pacto social en Cantabria y a nivel estatal, en caso de que se pueda dar, no va a servir de mucho, por lo tanto, harían bien los sindicatos mayoritarios poniéndose a trabajar con la fuerza necesaria en las reivindicaciones sociales y dejarse de mesas y mas mesas que todos sabemos lo que van a dar de sí. El gobierno del Partido Popular que gobierne que haga propuestas eficaces y la oposición que haga lo propio, porque los sindicatos ya tenemos bastante con exigirles a los unos y a los otros las soluciones necesarias para salir de la crisis en la que estamos sumidos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario