14 feb. 2012

El Partido Popular ha engañado a los españoles en las elecciones políticas recientemente celebradas


Se presento ante los españoles con un programa, que de ninguna manera contemplaba una reforma laboral tan agresiva como la que acaba de aparecer en el boletín oficial del estado, por lo tanto, ha engañado y merece una respuesta contundente de aquellos que le votaron y por supuesto de los que no le votaron, por que los trabajadores no pueden dejar pasar esta reforma que solo provoca una pérdida de derechos laborales, ganados con muchos años de lucha sindical.

No seré yo quien ponga límites a la respuesta política de la crisis, pero de ninguna manera al margen de los legítimos representantes de los trabajadores que son los sindicatos, a ellos la ley les otorga el derecho a la negociación de las normas laborales de los trabajadores, a ellos y a la patronal que ha encontrado en el Partido Popular, su mejor aliado para lo que siempre ha querido, dejar a los trabajadores sin marco legal para que sea el mercado el único referente de las relaciones laborales.

Dice la USO que la reforma “contiene mas sombras que luces” y no le falta razón por mucho que las luces solo iluminen pequeñas parcelas como “el contrato indefinido para emprendedores que bien pudiera facilitar la contratación de jóvenes y desempleados, o la apuesta por la formación como un derecho individual del trabajador”, pero las sombras, son demasiadas sombras y solo merecen el rechazo absoluto.Si no, como se puede entender las rebajas en la indemnización por despido improcedente, si es improcedente, el empresario no debería despedir y si lo hace porque no penalizar este abuso con la indemnización ya reconocida de 45 días por año, o esta barbaridad que supone la aplicación del ERE, sin la autorización de la dirección general de trabajo ¿es que las resoluciones de la  inspección  también están contaminadas?

No, lo que se pretende es vaciar de contenido las negociaciones previas de los representantes sindicales en los expedientes de regulación de empleo, y con ello, limitar la posible concesión de indemnizaciones mayores de los 20 días que da la ley, y esto sin contar las causas de los despidos colectivos que se han abierto incluso a coyunturas de mercado para disminuciones de ventas ya no efectivas sino previstas.

Esto no ha hecho mas que empezar, los sindicatos ya han anunciado que se disponen a explicar con detalle la reforma, aunque mucho me temo que no será muy necesario, el tiempo por desgracia mas pronto que tarde dará la razón a los que venimos anunciando que esta reforma lejos de favorecer el empleo lo que provocara será mas despidos, por lo que la movilización social será imprescindible.

No hay comentarios:

Publicar un comentario