6 mar. 2012

Extracto del Manifiesto de todos los sindicatos del Gobierno de Cantabria ante la convocatoria de Manifestación del próximo día 8 de Marzo a las 19 horas desde la Plaza de Numancia hasta el Gobierno de Cantabria en defensa de los Servicios Públicos

Lo público es de todos ¡NO A LOS RECORTES!

Los empleados públicos no hemos causado la crisis, aunque la estamos padeciendo en todos los frentes. Estamos ante una grave situación a la que tenemos que reaccionar. Los empleados públicos no somos el problema, sino precisamente el mayor valor con que cuentan las Administraciones Públicas, su capital humano. Nuestro trabajo es una pieza clave para hacer posible el Estado de Bienestar.

En  Cantabria, las políticas de recortes aprobadas por el Gobierno Regional, están afectando a la calidad de los servicios públicos, al empeoramiento de las condiciones de trabajo de todos los empleados públicos, y al incremento de la cifra de desempleados, con 2500 empleados públicos menos en Cantabria en 2011, que suponen casi la mitad del incremento del paro en 2011 en la Región.

El Gobierno de Cantabria en su Ley de Presupuestos para el año 2012, a la vez que eliminaba el impuesto de sucesiones, tomaba las siguientes medidas, entre otras: Congelación salarial para el año 2012, suspensión de las aportaciones al Plan de Pensiones, suspensión de la acción social, modificación de los permisos relacionados con la formación, perfeccionamiento y asistencia a exámenes y suspensión de Ofertas de Empleo Público.

El Gobierno de la nación aprobó una Reforma Laboral, el RDL 3/2012, injusta con los trabajadores, inútil para el empleo e ineficaz para la economía, que por primera vez regula la posibilidad del despido no disciplinario del personal laboral de las AAPP, con una indemnización de 20 días por año.

Estas graves medidas de recortes han tenido su continuidad en el Plan de Sostenibilidad presentado por el Presidente del Gobierno de Cantabria que de nuevo incide en recortes de derechos de los empleados y empleadas públicas de la Comunidad, eliminando el complemento de Incapacidad Temporal, recortando proporcionalmente  las retribuciones en la reducción de jornada (violencia de género, cuidado hijos, etc.) aplicando Expedientes de Regulación de Empleo y despidos generalizados en las veintidós empresas publicas que se van a reducir, y ampliando de la jornada de 35  a 37,5 horas en el Servicio Cántabro de Salud que producirá, sin ninguna duda, una importante reducción de trabajadores sanitarios. Y por si fuera poco en el sector   educativo se van aumentar las horas lectivas del profesorado, a la vez que se incrementa el número de alumnos por clase, y se recortan profesores de apoyos, refuerzos, desdobles, optativas, y medidas de atención a la diversidad, lo que supondrá la eliminación de cientos de puestos de trabajo. 

EL PROBLEMA ES SU MALA GESTIÓN POLITICA, NO LOS SERVICIOS Y  LOS EMPLEADOS PÚBLICOS

No hay comentarios:

Publicar un comentario